HORRIBLE PUBLICIDAD HORRIPILANTE

 

HORRIBLE PUBLICIDAD HORRIPILANTE

Claudio Acevedo

 

Propincuo follower:

He leído por ahí que, en cuanto hombre milagroso, el político mexicano es capaz de disfrazarse, no de tal o cual de los Reyes Magos, sino de los tres (Melchor, Gaspar y Baltazar) al mismo tiempo.

¿Cómo lo logra?

Misterio.

O no.

Quizá la clave radique en una tolerancia que raya en la insensibilidad. Tolerancia, insensibilidad, de los órganos encargados de auditar el gasto publicitario de esos Tres Reyes Magos en Uno; de la industria publicitaria feliz de producir basura egolátrica; de los “medios” impresos y electrónicos que la difunden a mansalva; y del público (lector, audiencia) ya acostumbrado a consumir bazofia, como si nada.

Caso extremo de estos días, lo ofrece el gobernador del Estado de México, adscrito a famosa Cuadra, la de Atlacomulco, proveedora por décadas de especímenes de todos los pelajes. Lo cierto es que el “gober” cura, da empleo, educa, dirige el tránsito, excava zonas arqueológicas, orienta psicológicamente, a los mexiquenses, sin que se le mueva un pelo ni se pierda el tostado del cutis. Atributos ganados a pulso en campos de golf y soleaderos.

¿Hasta cuándo?

No lo sé. Ni idea.

Mejor paso, follower, a otra imagen, esta sin disfraz. Izabel Goulart, brasileña, en sus tempranos 26 años y 52 kilos irradiando su estatura de 1,77. Modelo, pero ella sí, activista social.

Dirección:

@izabelgoulart

Deja un comentario