POSTALES GRIEGAS (I)

1
El rapto de Europa, anónimo.                                                                                             Tomada de http://borraghanchos.blogspot.com/2016/05/el-rapto-de-europa.html

 

POSTALES GRIEGAS (I)

Fernando Curiel

CRETA

La ciudad centellea bajo un sol salvaje. Pasífae deja el Palacio y sigilosa, derritiéndose, se encamina al pastizal. No tarda en descubrir la vaca inmóvil, artilugio de madera y cuero, que le construyera alcahuete Dédalo; y, a unos metros escasos, el toro blanco, hermoso como un Dios, por el que se masturba a espaldas de su marido apestoso a vino. Corre a hurtadillas, despojándose de la túnica. Abre la compuerta corrediza del lomo y se introduce. Sus piernas abiertas ajústanse perfectamente a las traseras del juguete. Huélela el astado. Ella escucha su trote, resoplante. Tiembla mientras la monta y desgarra, brutal deleite. Gime Pasífae. A un orgasmo sigue otro y otro, y a este último, muchos más.

De esta suerte taurina fue concebido el Minotauro.

4
Arco iris sobre el Mediterráneo

 

COSTAS DE ÍTACA

De regreso al hogar con las manos vacías, Ulises, astuto, inventa a Troya.

5
Ítaca

 

LAGUNA ESTIGIA

Con menos peso y más estatura a causa de los recién estrenados coturnos, Reyes, nuestro Alfonso Reyes, paga su óbolo a Caronte.

—¡Grecia! ¡Grecia al fin!

Exclama mientras salta, grácil y jubiloso, a la barca de maderos carcomidos.

3
Alfonso Reyes por Carlos Fuentes

 

TEBAS

Te moja, turista, la misma lluvia que mojó a Edipo y a su madre, a Tiresias, a Ifigenia.

 

ARGOS

El chillido de Agamenón, sacrificado como un cerdo, rasga el cristal del aire.

 

2
                                    La caída de Troya de Johann Georg Trautmann.                                                                              Tomada de https://recuerdosdepandora.com/mitos/el-caballo-de-troya/

 

ÍTACA

Viejo, dispéptico, Ulises escapa por las tardes a la playa solitaria para remembrar las locuras de Áyax, la matanza final en los ultrajados aposentos de Príamo, la isla palpitante de sirenas. Luego regresa al Palacio y ayuda a su mujer a poner la mesa para la cena. Vino pasado por agua, pan de cebada insípida.

 

POLIS

Toda Acrópolis señala el punto supremo de la caída a plomo.

6
La Acrópolis

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s